Se acerca el día 29 de marzo, fecha en la que se hará efectiva la salida de Reino Unido de la Unión Europea. Así que, si no se llega a un acuerdo de salida que incluya un período transitorio, esta salida implicará que, a partir del día 30 de marzo, Reino Unido abandonará el mercado único y la unión aduanera.

¿Cuáles serán los efectos fiscales del Brexit?

A efectos fiscales, esto significa que los flujos de mercancías entre España y Reino Unido dejarán de tener la consideración de operaciones intracomunitarias (que, entre otras, son operaciones por las que no se pagan aranceles en aduanas) para considerarse exportaciones e importaciones. De este modo, pasarán a tener sus correspondientes obligaciones de pagos de derechos arancelarios y otros gravámenes que se devenguen por la introducción de mercancías.

En materia de IVA, los efectos fiscales dependerán de si son ventas – exportaciones – o compras, es decir, importaciones. Las ventas a Reino Unido estarán exentas como exportaciones y será la declaración aduanera de exportación uno de los medios de prueba admitidos a efectos de justificar dicha exención. En el caso de las compras, estas estarán sujetas al pago del IVA de la importación y deberá declararse en la declaración de IVA correspondiente.

Por lo tanto, revisa si el Brexit puede tener algún efecto en tu organización o flujos logísticos por si fuera necesario anticiparte y tomar las medidas oportunas.

Y recuerda que en CE Consulting Empresarial estamos a tu disposición para ayudarte en cualquier asesoramiento o tramitación.

 

Suscríbete

Suscríbete ahora a nuestro blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies