Voy a empezar a ejercer una actividad económica; ¿lo hago como autónomo o Sociedad Limitada? Esta es la eterna pregunta que, como asesores fiscales, recibimos en nuestros despachos cuando alguien quiere montar su propio negocio.

Y la respuesta, no es precisamente fácil… Depende de varios parámetros; puesto que ambas figuras tienen sus pros y sus contras y no existe una respuesta mejor que otra. Es una cuestión de valoración en términos de beneficios y responsabilidades.

Autónomo o Sociedad Limitada: ventajas e inconvenientes

Así pues, os explicamos en este video-artículo las ventajas e inconvenientes de constituirse en sociedad limitada (es decir, como personas jurídicas) frente a actuar como autónomos (es decir, como personas físicas)

Ventajas de crear una sociedad limitada

  • Responsabilidad limitada: En una SL, la sociedad responde hasta el límite de la cantidad aportada. Solo el administrador puede llegar a responder con sus bienes personales si su gestión ha sido negligente. Sin embargo, el autónomo tiene una responsabilidad patrimonial universal. Es decir, responde del cumplimiento de sus deudas con todos sus bienes presentes y futuros.
  • Fiscalidad: Las SL tributan al tipo fijo del 25% y no se encuentran sujetas a un escalado de gravamen como es el IRPF en el caso de los autónomos. Esto implica que, aunque se obtengan unos beneficios elevados, no hay que tributar más.

Inconvenientes de una sociedad limitada

  • Una mayor inversión de inicio: En las SL se exige un capital mínimo de 3.000 euros, gastos de registro y notarios y un gran número de trámites burocráticos.
  • Mayores requisitos fiscales y mercantiles: Una vez que la SL esté en funcionamiento estará más sujeta a trámites burocráticos, fiscales y mercantiles que los autónomos.

Dos claves adicionales para elegir entre autónomo o SL

Y por último, algo muy importante a valorar es:

  • ¿Qué tipo de actividad se va a realizar? Las actividades profesionales tienes ciertas limitaciones frente a las actividades empresariales
  • ¿Se pretenden repartir dividendos a los socios? En este caso, la tributación final puede ser muy similar en ambas opciones.

En CE Consulting Empresarial podemos asesorarte convenientemente en tu caso concreto. ¡Consúltanos!

 

Suscríbete

Suscríbete ahora a nuestro blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies